¿Quién quiere ser Gerente, de un Organismo Operador de Agua?

AGUA EN CASA

Por: Dr. Estanislao Galván Vega / Doctorado en Medio Ambiente. FIANS-UAT

Las Tarifas: Los costos del servicio. Creo que no hay una sola empresa de agua y saneamiento que tenga tarifas adecuadas que reflejen realmente el costo del servicio. El agua, siendo exactamente la misma, con la misma consistencia, con la misma calidad, no cuesta lo mismo si se usa en actividades domésticas. Cuesta más si se usa para el sanitario de una zapatería, cuesta más todavía si se usa para elaborar alimentos en un restaurante y todavía más si se embotella o si se utiliza en procesos de producción o elaboración de productos.

Las tarifas están estructuradas de esa manera. Los servicios más caros subsidian a los servicios domésticos que consumen el mismo tipo de agua pero pagan un precio muy por debajo del costo. La idea es subsidiar a la población a costa de las empresas productivas. Que las empresas paguen lo que no pagan los usuarios residenciales.

Sin embargo, en la mayoría de las ciudades la proporción entre usuarios domésticos y otros tipos de usuarios (que pagan el agua más cara) es muy desigual; valores de noventa y tantos por ciento de usuarios domésticos contra un porcentaje menor al 10% de usuarios que subsidian el consumo de los servicios domésticos.  De esta manera, la facturación mensual no es ni siquiera igual a los gastos, por lo que el agua se vende a un precio menor de los costos. Los ajustes a las tarifas están influenciados por los momentos políticos y los costos políticos asociados a los incrementos de las tarifas son mucho más altos de lo que político alguno esté dispuesto a soportar, porque interrumpen los programas de desarrollo trazados a largo plazo.

LA CULTURA DEL PAGO.

PRD-26-F-600x400Finalmente la cultura de pago es escasa. La gente tiene la idea de que el  servicio de agua es gratuito. O por lo menos de que no es importante pagarlo. La gente paga puntualmente y eventualmente por adelantado, el teléfono, la energía eléctrica, el gas, el celular, los combustibles, el cable y otros servicios, pero el servicio de agua y drenaje puede esperar o de plano no entra en el programa de pagos. La diferencia entre lo que se factura y se cobra es notable. Pero el porcentaje cobrado contra el volumen producido no llega al 50% en la mayoría de los organismos. Esto significa que de cada 100 metros cúbicos enviados a las redes de distribución en las cajas registradoras solamente ingresa lo correspondiente a 50 metros cúbicos. No hay negocio de ningún tipo que pueda sobrevivir con este ritmo de cobranza. Programas van y programas vienen y la gente no paga. Se cortan los servicios de los morosos y se reconectan, ante la incapacidad del organismo para poder meter en cintura a los morosos. El incumplimiento de pago se convierte en robo y los organismos no tienen la estructura para evitar las reconexiones clandestinas ni las estrategias para combatir el robo de agua.

Habrá muchas situaciones negativas en los organismos públicos que tengan su origen en su ubicación geográfica, en los usos y costumbres, en la condición económica, en la distribución social de la población o en condiciones específicas de la población, pero en forma generalizada la descripción anterior corresponde a todos los organismos públicos de agua y saneamiento.

ENTONCES, ¿QUIÉN QUIERE SER GERENTE…?

Ante toda esta serie de situaciones negativas, ante tantas dificultades en el aspecto operativo, administrativo, comercial y financiero, es válido preguntarse “QUIEN QUIERE SER GERENTE DE UNA EMPRESA DE AGUA Y SANEAMIENTO??………¡Muchos! ¡Todos! Pero ¿por qué si hay tanta dificultades? ¿Si es tan complicado? ¿Si el usuario no va a cambiar y va a seguir dejando de pagar el agua? ¿Si las tarifas nunca alcanzarán los precios que corresponden? ¿Si los contratos colectivos imponen condiciones difíciles que no solamente no van a disminuir, sino que aumentarán con cada revisión?

Inexplicablemente, la lista de aspirantes a dirigir este tipo de empresas es abundante. Finalmente alguien debe estar al frente. Alguien debe ser gerente, y como los grandes problemas no pueden ser resueltos por el gerente, quien se saque la “rifa del tigre” deberá hacer su trabajo lo mejor posible, utilizar toda su inteligencia para desarrollar alternativas que por lo menos eviten el colapso del organismo operador.

Se fortalece el circulo vicioso: la gente no paga y el servicio es malo y como el servicio es malo, la gente no paga.

Sin embargo, hay excepciones honrosas. Hay y ha habido gerentes (y conozco personalmente a algunos), que han hecho del encargo, una oportunidad para demostrar su inteligencia, su vocación de servir a la ciudadanía, pero sobre todo su honradez en el manejo de los recursos del organismo y su lealtad a quien les confió el puesto.

Hay una anécdota que me tocó presenciar. La CONAGUA convocó a los Gerentes de los organismos Captura de pantalla 2016-01-10 a la(s) 11.55.16operadores a una reunión en la capital del Estado para informarles de la operación de un programa que estaba poniendo en marcha para apoyar a los organismos que tuvieran adeudo por concepto de Derechos en Materia de Agua, condonando cantidades importantes de tales adeudos. Sobra decir que todos los gerentes se mostraron interesados en conocer los montos que se podrían ahorrar con este programa, sin embargo hubo uno que no se mostró muy animado porque estaba al corriente en sus pagos.

Pregunta:

Y para los que estamos al corriente en los pagos, ¿habrá alguna recompensa?

Una carta de reconocimiento. – contestó el que dirigía la reunión.

¿Cuál es el marco legal que sustenta al Gerente General de un organismo?

En Tamaulipas la Ley de Aguas del Estado(LAET) consigna la figura del Gerente General como el representante legal del organismo, con todas las facultades generales y las especiales que requieran poder especial, con la obligación de:

  • Elaborar los programas hidráulicos y operativos anuales.
  • Proponer al Consejo de Administración las cuotas y tarifas que deba prestar el organismo por la prestación de los servicios.
  • Cobrar los adeudos que resulten de aplicar las cuotas y tarifas.
  • Determinar Infracciones e imponer sanciones.
  • Celebrar convenios de colaboración con la CEAT.
  • Remitir a la CEAT los créditos fiscales a cargo de usuarios.
  • Coordinar las actividades técnicas, administrativas y financieras del organismo.
  • Celebrar convenios, contratos y demás actos jurídicos de colaboración, dominio y administración.
  • Gestionar y obtener el financiamiento para obras, servicios y amortización de pasivos.
  • Autorizar las erogaciones correspondientes del presupuesto.
  • Ordenar el pago de los derechos por el uso o aprovechamiento de aguas y bienes nacionales inherentes.
  • Ejecutar los acuerdos del Consejo de Administración.
  • Rendir al o a los ayuntamientos, en su caso, el informe anual de actividades del organismo, resultados de los estados financieros; avance en las metas establecidas cumplimiento de los programas de obras y erogaciones en las mismas; presentación anual del programa de labores; y los proyectos del presupuesto de ingresos y egresos para el siguiente período.
  • Establecer relaciones de coordinación con las autoridades y las personas de los sectores social y privado.
  • Ordenar que se practiquen las visitas de inspección y verificación.
  • Ordenar que se practiquen en forma regular y periódica, muestras y análisis del agua; llevar estadísticas de sus resultados y tomar en consecuencia las medidas adecuadas para optimizar la calidad del agua que se distribuye a la población, así como la que una vez utilizada se vierta a los cauces o vasos, de conformidad con la legislación aplicable.
  • Realizar las actividades que se requieran para lograr que el organismo preste a la comunidad servicios adecuados y eficientes.
  • Nombrar y remover al personal del organismo.
  • Someter a la aprobación del Consejo de Administración, el proyecto de Estatuto Orgánico del organismo y sus modificaciones; así como los manuales de organización y de procedimientos.

Y las demás que le señalen el Consejo de Administración, esta ley, sus reglamentos y el Estatuto Orgánico.

BP-SEAPAL-0622-Calidad-del-agua-006Esta última es por si algo hiciera falta. No es cosa menor el encargo que tienen los gerentes. Hay tres entidades que tienen qué ver con la vigilancia de su actuación: El Ayuntamiento, la Comisión Estatal del Agua y el Consejo de Administración.  No lo menciona expresamente la Ley, pero la sociedad tiene en cada usuario a un vigilante y un crítico de las operación de los servicios y de su calidad y eficiencia. Y cuando lo consideran conveniente, los medios de difusión les facilitan el exponer sus puntos de vista, sus críticas, sus inconformidades y a veces, también, su reconocimiento a las acciones que así lo ameritan.

El Gerente es responsable de la operación de todas las áreas del organismo: la técnica, la administrativa y la financiera, dice la Ley, pero también la comercialización de los servicios, que es, quizá, junto con el área técnica, las áreas más sensibles de estos organismos.

De manera que el Gerente, aunque no puede ser un especialista en todas las áreas, sí tiene la responsabilidad de coordinar las acciones y de vigilar que los acuerdos del Consejo de Administración se ejecuten fielmente por parte del área que le corresponda.

Para el cumplimiento de las atribuciones que la Ley le señala, el Gerente General de un organismo operador, dice la misma Ley, debe:

“Contar con cédula profesional relacionada con la función y contar con experiencia técnica y administrativa comprobadas de por lo menos cinco años en materia de agua”.

La Ley no señala de manera expresa a qué función debe corresponder la cédula profesional del gerente, pero sí anota la exigencia de que cuente con experiencia, lo que desafortunadamente no se da en todos los casos.

Es interesante el tema por la influencia e importancia que tienen los organismos operadores de los servicios de agua potable y alcantarillado en el desarrollo y crecimiento de las ciudades. Sin agua no es posible crecer.

Hay un ejemplo que en lo particular me llama la atención.

El Río Pánuco es frontera entre los estados de Tamaulipas y Veracruz. Entre las ciudades de Tampico y Madero en Tamaulipas, y Pueblo Viejo en Veracruz. Sobre este río, se erige el PUENTE TAMPICO, que une a ambas entidades.

PUENTE TMPICO ART GERENTE

De pie, en el centro del puente colgante, (notable obra de ingeniería, por cierto), se vuelve la vista hacia el Norte y se aprecia un panorama saturado de edificios, viviendas, vialidades, el Puerto de Tampico, la Refinería en Ciudad Madero, el estadio “Tamaulipas”, El Campus Tampico – Madero de la UAT e infinidad de fraccionamientos, centros comerciales, campos deportivos, clubes deportivos y la pujanza económica.

Si se vuelve la vista hacia el Sur, la zona es inmensamente verde, arbolada, hermosa, pero no hay actividad económica, no hay actividad comercial intensa. No hay comparación entre la riqueza que se ve reflejada en uno y otro lado.

¿Cual es la diferencia? La prestación del servicio de agua.

En el lado Tamaulipeco hay agua en abundancia, por decirlo de manera comparativa. En el lado veracruzano no hay un servicio eficiente de agua.

Que sucede? Que mientras en el Norte los servicios de agua y drenaje son confiables, seguros, continuos y accesibles a toda la población, en el Sur el agua es escasa y el usuario tiene qué programarse para tener el servicio un día sí (que digo un día, unas cuantas horas al día) y dos o tres días no.

Y en el organismo operador de Pueblo Viejo ha habido gerentes inteligentes, capaces, con disponibilidad y vocación de servicio, pero su capacidad de gestión no les alcanza para acceder y obtener los recursos para la construcción de un sistema de captación, conducción y distribución de agua que sea confiable, seguro, de calidad y continuo.

Lo que decimos. LOS GRANDES PROBLEMAS DE LOS ORGANISMOS NO PUEDEN SER RESUELTOS POR EL GERENTE. Se requiere la voluntad, el interés y el compromiso de niveles superiores de autoridad para que la problemática pueda convertirse en servicios de agua y saneamiento para la población.gotita a&a

Autor: Agua&Ambiente

agua&ambiente es una revista digital mensual y gratuita. Nuestra misión es publicar y difundir información acerca de agua, medio ambiente, cultura ecológica y otros temas relacionados.

Tu opinión es importante. Comenta!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s